32º CRÓNICA DE CARRERA

XV EDICIÓN LXVII MILLAS ROMANAS DE MÉRIDA (100KMS)

A las 5 de la tarde nos dispusimos a coger el coche hacia Mérida, dos horitas de camino, planeando como íbamos a plantear la carrera, y a las 8 de la tarde todo preparado para iniciarla. Ya estábamos en Mérida Roberto y Yo con la correspondiente indumentaria del club y todos sus complementos, solo faltaba el pistoletazo de salida.

Roberto y yo con todos los preparativos.
En la Plaza de España, rodeados de casi 400 participantes y abanderados por una centuria de Romanos, estaba todo a punto para la salida y con las campanadas del reloj marcando las 21:00 horas comenzó esta prueba que se las prometía dura sobre todo por lo que había llovido y el frío que se iba a presentar.

La aventura estaba a punto de comenzar.
Desde el inicio de la prueba nos pusimos en el pelotón de cabeza pero a veces las improvisaciones y las prisas juegan malas pasadas y en carreras tan largas mosquea un poco, la policía o protección civil, se había equivocado de camino, por lo que la mayoría de los que íbamos delante nos tuvimos que cargar 3 kms extras, vaya palo.

De vuelta y ya por el camino correcto poco a poco fuimos subiendo puestos hasta colocarnos otra vez entre los primeros y así pasamos los dos primeros controles hasta llegar al km 18, momento en el cual el compañero Roberto debido a un esguince que tuvo hace dos semanas y por lo difícil que estaba el terreno debido a las lluvias, no tuvo más remedio que abandonar dejándome solo ante los 80 kms siguientes.

El punto de contro del km 18,1 donde
el compañero Roberto tuvo que abandonar
Así que continué corriendo a buen paso hasta llegar al término del primer circuito (la prueba constaba de 3 circuitos con llegadas al mismo punto, el pabellon DIOCLES), ya había realizado mis primeros 27 kms en un tiempo de 3h22´, ahí perdí sobre 22´ buscando las llaves del coche para dejarselas a Roberto que mas tarde me enteré que ya las había cogido.

Al comienzo del segundo circuito ya me enfundé mi primer chubasquero porque el frio era bastante insoportable, rondamos los 2 grados esa noche e incluso llevando guantes los dedos casi no me los sentía, pero yo continuaba corriendo y a buen paso, ya me acercaba al embalse de Prosperpina que había que rodearlo pero antes de llegar a él, tuve la desgracia de mojarme por 2 veces los pies, pero en un principio no le di mucha importancia, pasado el embalse había que subir hacia Mérida así que paré y comencé a andar pero me di cuenta de que perfectamente podía subir corriendo y así llegué hasta el termino del segundo circuito de nuevo al pabellón diocles en un tiempo de 7h20´, en 53 kms aunque tuve algún despiste con las señalizaciones en el casco urbano de Mérida perdiendo casi otro cuarto de hora ya que ni los coches se paraban para ayudarme (supongo que por las pintas que llevaba) , pero por fin llegué y seguía con las piernas perfectas.

Mi entrada en meta después de 16 horas y 50 minutos.
Acusaba bastante el frío sobre todo en mis piernas y mis pies y tenía los calcetines mojados, puede que cometiera el error de no cambiármelos ni secarme bien los pies. Me puse una chaqueta mucho mejor encima y a buscar el tercer y más largo circuito. Pero era el mejor tanto por su perfil bastante rápido y porque iba a correr de día y con ello suponía que iba a pasar menos frío. (menudo desengaño me iba a llevar)

Detalle de los compañeros pretorianos
marcando la distancia recorrida de
casi 110 kms
Salí con un grupo de 5 corredores desde el pabellón, ya me esperaba a salir con alguien para no perderme por Mérida y pronto empecé a correr, increible que pudiera correr perfectamente, no necesitaba andar mucho, solo en algunas subidas y por fin me acerqué al km 70, ese punto era el más importante para mi de la carrera sobre todo para ver como estaba físicamente y justo en el km 73 mi reloj marcaba 10h28´ y sin problemas, para mi ya sobraba todo, lo había conseguido, estar perfecto a estas alturas de carrera. (digo esto para el proyecto de mi desafio, que son etapas de 70 kms y quiero realizarlas en 12 horas).

Pues bien ya puestos decidí ir hacia delante y además porque iba el 10 o el 11 de la general, que parece que no pero eso también da alas, y por desgracia sobre el km 75 había que cruzar un rio que llevaba bastante agua y a pesar de que habían puesto algunas piedras, hasta casi las rodillas las dos piernas, otra vez los pies empapados y ya empezaban a aparecer alguna ampolla que molestaba bastante.


Entrega de mi primer milenario.

Comienzo de mi calvario particular, sobre el km 78 aproximamente tengo ampollas en los dos pies, yo creia que en casi toda la planta y cada pisada es el infierno, ya andaba más que corría y empezaron a pasarme algún compañero, en el 81 solo dos kilómetros después veo que es imposible no correr sino andar, el dolor es increible, y me quedaban casi 20 kms.

Así que me tranquilizo, veo amanecer tranquilamente, me deleiteo con el paisaje y andando poco a poco voy llegando a Mérida. La conquista era segura no me iba a retirar llegado este punto. Y así entre en meta con un tiempo de 16h50 minutos y con la satisfacción de haber terminado esta carrera, que para mi ha sido una aventura para no olvidar nunca.

"Dentro de tres semanas yo estaré recogiendo mis cosechas. Imaginad donde querréis estar y se hará realidad. Manteneos firmes, no os separéis de mi. Si os veis cabalgando solos por verdes prados, el rostro bañado por el sol, que no os cause temor. Estaréis en el Elíseo y ya habréis muerto. ¡Hermanos! Lo que hacemos en la vida tiene su eco en la eternidad." texto de la pelicula "gladiator"


VER VIDEO
Puedes ver el video de la prueba pinchando en "VER VIDEO"

¡Compártelo!

1 comentarios:

Anónimo

Fascinante carrera chaval!!!
Cdv.soft

Publicar un comentario

 

Sobre mí

Nombre: Faustino Carmona Guerrero
F. Nacimiento: 19/05/1974
Localidad: Los Palacios (Sevilla)
Código Postal: 41720
Dirección: C/ Alvarez Quintero, 69
Teléfono: 655 804 885
E-mail: desafioviadelaplata@gmail.com
Corriendo al Límite Copyright © 2012 |